Por qué quiero un Smartwatch

Ya está toda la carne en el asador para los próximos meses. Apple, Samsung, LG, Asus, Motorola... ya han presentado sus propuestas en formato de reloj. Alguno más me podría sorprender, quizás Microsoft. Pero lo dudo mucho.

En las últimas semanas siempre he escuchado la misma pregunta: ¿Para que quiero un Smartwatch si ya tengo el móvil? Como todo, esta es una pregunta muy personal y yo solo os puedo contar para que lo quiero yo.

Cómo reloj

Desde que tengo un móvil no necesito un reloj para saber la hora. Cuando el móvil era algo discreto que podías mirar y que tampoco tenías nada más que mirar en él, era una gran opción. Pero desde la llegada del smartphone y sus miles de millones de distracciones notificaciones mirar la hora se convierte en un ritual para mirar notificaciones.

Quiero que el dispositivo donde mire la hora esa sea su función principal.

Fitness

En febrero de este año me compré en el Mobile World Congress, la pulsera Fitbit Flex. Esta pulsera se encuentra en la categoría de los cuantificadores. Además de los más simples, de los que solamente controlan tus pasos diarios. Gracias a ella soy consciente y tengo registrados que días tengo un nivel de actividad bajo o alto.

Pensaréis que es una tontería, pero cuando estás enfrascado en una tarea, un proyecto, o algo que coma demasiado tu tiempo. Muchas veces no eres consciente de lo poco que te mueves. Pero el hecho de cargar la pulsera solamente para cuantificar tus pasos puede llegar a ser algo engorroso, te pones trampas a ti mismo si un día estás sin carga esperas al día siguiente para ese día no tenerlo cuantificado.

Si el reloj lo tengo que cargar al igual que el móvil me aseguraré de tener batería.

Notificaciones

No quiero notificaciones en el reloj. O mejor dicho, no las quiero en muchos casos ni en el móvil. Salvo cosas puntuales como pueden ser llamadas, SMS (sí, se siguen usando) o algo concreto, no quiero tener todas las notificaciones de Twitter, Facebook, correo electrónico, Whatsapp o Telegram en el reloj. ¡Qué horror!

No quita que si que quiero ciertas notificaciones, sobre todo aquellas que me afectan a mis tareas del día: reuniones, direcciones, etcétera. Quiero que mi reloj me ayude en el día a día, no quiero que sea un elemento más de unión con el mundo 2.0.

Acciones rápidas

Por otra parte, no solo es recibir notificaciones: Aceptar o rechazar eventos recibidos, dar una respuesta rápida, confirmar algo... este tipo de acciones se pueden hacer de forma rápida desde el propio reloj.

Imaginate un proceso empresarial que requiere aprobación de un manager y éste puede hacerlo de forma rápida desde el reloj sin necesidad de usar móvil, tablet o PC.